LOS ANIMALES, EL TRABAJO Y LA HIPOCRESÍA HUMANA

Creo que ha llegado la hora de dar mi opinión sobre un tema que a muchas personas les indigna y hasta nos acusan de maltratadores aunque no se atrevan a decirlo con esas palabras en algunos casos.

El problema es que nos falta información y queremos volver a nuestro pasado más rural, a nuestro futuro idílico; yo en un huerto totalmente ecológico, además quiero ser vegetariano o vegano (Que nadie se me ofenda a mí me encantaría ser más vegetariano y lo voy haciendo poco a poco;  hablo de extremos y los extremos no son buenos de ningún lado).

Queremos eliminar todo lo toxico y hacer cultivos totalmente naturales; eso no solo se consigue eliminando los productos químicos, fertilizantes, etc…, tendríamos que eliminar la maquinaria ya que sus humos, fugas de aceites, etc… las consideraríamos como un contaminante más. Entonces ¿Cómo trabajaríamos el campo, como araríamos, como llevamos la cosecha a casa? Pues muy fácil, empezaríamos a usar otra vez el caballo, el carro, la mula, el buey, el burro; sería lo más lógico, ¿no? Pues no, según algunas personas eso es maltrato; el caballo o estos animales no fueron creados para esto, este tipo de utilizaciones para trabajo o desplazamiento no son admisibles y se ven como un maltrato animal.

Entonces damos un paso más atrás en la historia y pasaríamos a arar con nuestras propias manos y a llevar cargas menos pesadas. Pero como ser humano tenemos limitaciones de carga para transportar y buscaríamos una forma para poder llevar más carga ya que sino la recolección se haría eterna y cuál sería el resultado, muy fácil solo hay que mirar un poco más abajo y a nuestro lado, nuestro inseparable amigo y compañero fiel, el perro.

Sé que en estos momentos habrá mucha gente que se echara las manos a la cabeza y me llamara de todo; pero así es y ha sido en el pasado y un poco más abajo os pondré algo de historia sobre este tema.

Este tema podría abrir muchas vías de dialogo muy interesantes que poco a poco seria posible que comentara y ahora un poco de historia canina.

 

Este texto esta traducido por lo que pido disculpas ya que mi ingles no es muy bueno.

“HISTORIA ANTIGUA DE LOS CARROS DE PERROS EN EL MUNDO.

Aunque los perros de trineo son bien conocidos, los perros han sido utilizados para tirar de los carros con ruedas. Esto fue prohibido en Gran Bretaña a principios del siglo 20 por ser cruel, pero los perros todavía se utilizan tradicionalmente para tirar de los carros de leche en Europa continental. La mayoría de estas fotos son de Bélgica a finales del siglo 19 y principios del siglo 20. Incluso hoy en día, hay algunos carros tirados por perros de leche en Francia y Bélgica – utilizados para la entrega de bidones de pequeñas granjas a las  lecherías – pero estos carros ecológicos tienden a ser nuevas formas de ejercicio para los perros y no por necesidad para la propietarios.

carro

En los últimos años, las carreras de trineos con ruedas para perros ha comenzado en Gran Bretaña y los carros de perro puede volver a hacer una reaparición, aunque sea como una actividad divertida para los perros y los dueños (prestando la debida atención al bienestar de los perros).

Los carros de perros se utilizan generalmente para el transporte de mercancías o personas por aquellos que no podían pagar a los equinos o bueyes o cuando no había suficiente espacio para maniobrar con los animales de tiro más grandes, por ejemplo en calles estrechas o ciudades atestadas. En las zonas rurales, los perros eran de usos múltiples y también podrían ser los perros guardianes del hogar. Durante la Primera Cruzada, después de que los caballos y las mulas habían muerto de hambre, los perros realizaron el transporte de personas y suministros hacia Jerusalén. Los carritos de perros también tienen la ventaja de que los perros protegen su contenido.

Material de mushing, suenoartico

Los carros de perros permanecieron extendidos entre  los siglos 19 y principios de los 20. No los elimino la gran subida del automóvil, sino la preocupación algo inapropiada de las organizaciones de bienestar de animal que creyeron que los perros de utilización para el transporte eran maltratados aceptando el empleo de caballos, asnos, mulas y bueyes.

Mientras que algunos perros eran maltratados (al igual que los equinos y bueyes), la mayoría de los propietarios de carros de perros consideraban a sus perros como amigos. Mientras tanto, los caballos y los bueyes se considerados maquinas, simplemente viven y corrían el riesgo de que trabajaran hasta la muerte, y los desafortunados caballos y burros a menudo terminaban como alimento para los perros. A su vez, las heces de los perros se recogían de la calle para utilizarla en la industria del cuero curtido.

En Inglaterra, la RSPCA considera los carros de perros como “cruel servidumbre”, sin embargo, permite el uso de caballos de tiro y de los bueyes. Esto tipifica la actitud Inglés confusa hacia las diferentes especies animales. En 1839, se prohibio el uso de carros de perros al rededor  de las 15 millas de la estación de tren de Charing Cross de Londres. El temor a la propagación de la rabia, que se exacerbo al creer que provenía de los perros con exceso de trabajo, llevó a una prohibición de todos los perros de tiro y un impuesto sobre los perros de trabajo, tales como perros pastores (cuyas colas eran marcadas para saber el que había pagado). Los hogares más pobres que dependían de los perros de trabajo como medio de vida no podían permitirse el lujo de mantener a los perros que no fueron autorizados a trabajar. Muchos perros fueron abandonados a morir de hambre y al menos 150.000 fueron destruidas en el primer año de la nueva legislación. A menudo los niños sustituyen a los perros a tirar de los carros, ya que no hay leyes contra el trabajo infantil.

Sueno artico, material de mushing

Aunque no es legal en Gran Bretaña, los carros de perros modernos se utilizan con fines recreativos, como karting sobre césped o senderos de tierra, carros tirados por perros de tamaño infantil y los perros que acompañan a los caminantes también podría tirar de carros o trineos con cargas ligeras. A la mayoría de los perros les gusta ser la parte trabajadora dentro de la manada perro/humano. Hoy en día, la RSPCA podría llegar a preocuparse si el perro estaba en malas condiciones, el arnés estaba mal equipado, el perro estaba con exceso de trabajo o si la carga era demasiado pesada. Los carros de perros hoy en día es poco probable que volvieran a ser legales porque el tráfico moderno es demasiado peligroso y  las leyes actuales nos lo impedirían.”

Texto y fotos recopiladas de Kjell Flagstad.

Espero que os haya gustado este trocito de historia y empecemos a ver a los perros como son, un animal de compañía que el hombre creo para ayudarle en sus labores de trabajo y por eso tenemos que intentar dentro de lo que podamos volver a utilizarlos para trabajar.

Os dejo una pregunta, ¿el canis lupus familiaris seguiría existiendo si no hubiéramos podido utilizarlo o estaría como su antepasado el Lobo en el punto de mira?

Entradas relacionadas:

  • Ninguna entrada relacionada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *